21/10/18

La caída del Caballero Oscuro vol. 4: El final de la cruzada




ECC Ediciones presenta el cuarto volumen (de cinco) de la edición definitiva de La caída del Caballero Oscuro (Knightfall), que nos relata las últimas aventuras del 'nuevo' Batman, que cambió la forma de ver al Señor de la Noche en aquellos años 90. Este volumen recopila Shadow of the Bat #6-30, Detective #674-677, Batman #508-510, Robin #7, Batman: Legends of the Dark Knight #62-63, Catwoman #12, publicado originalmente en 1994, y escritos por Alan Grant, Dennis O'Neil, Chuck Dixon, Doug Moench y Mary Jo Duffy, y dibujados por Barry Kitson, Brett Blevins, Graham Nolan, Jim Balent, Mike Manley, Ron Wagner y Tom Grummett.

RELACIONADO: Cómics de Batman

Puntuación:
Publicación en España: ECC Ediciones, mayo de 2017
Publicación original: Shadow of the Bat #6-30, Detective #674-677, Batman #508-510, Robin #7, Batman: Legends of the Dark Knight #62-63, Catwoman #12 por DC en 1994

Guión: Alan Grant, Mary Jo Duffy, Dennis O'Neil, Chuck Dixon, Doug Moench
Dibujo: Barry Kitson, Brett Blevins, Graham Nolan, Jim Balent, Mike Manley, Ron Wagner, Tom Grummett
Portada: Kelley Jones
Formato: Cartoné
Género: Superhéroes
Páginas: 480 páginas, Color
Precio: 40,50 euros



En los años 90 y por encima de cualquier otro evento, La caída del murciélago significó un cambio significativo para el status quo del Señor de la Noche. El objetivo de DC Comics era claro: había que romper a Batman de alguna manera y, aunque la idea inicial podía ser matarlo, finalmente optaron por dejarlo muy malherido y que tuviera que buscar un sustituto. Lo más destacado del evento fueron dos personajes surgidos en ese momento: Primero el villano, Bane, había sido concebido en esta nueva historia y rápidamente se convertiría en un clásico, simplemente por que era genial: fuerte, inteligente, estratega... pero este personaje sólo era una parte del puzzle o, por decirlo de otra manera, era sólo un lado de la moneda. El otro personaje clave de la historia sería Azrael, o su nombre real, Jean-Paul Valley. Fue clave porque él sería a quien elegiría Bruce Wayne para que le sustituyera bajo el manto del murciélago. Valley sería el nuevo Batman... ¡y vaya Batman!

El nombre de Caballero Oscuro nunca había tenido tanto sentido como con el Batman de Jean-Paul Valley. Rápidamente demostraría un modus operandi muy diferente a Bruce Wayne. El nivel de violencia con el que se enfrentaba a los criminales excedía en mucho al anterior Batman, escandalizando rápidamente a Robin, al cuál echaría del dúo. Ya no habrían más aventuras de Batman y Robin, debido, no solo a la naturaleza violenta de Jean-Paul, sino también porque se le iba sumando poco a poco una incipiente psicosis que le iría volviendo cada vez más paranoico. Derrotó a Bane fácilmente, tras haberse creado un traje armadura bastante agresivo, algo que le dio un toque y aspecto muy característico. El Batman viejo se había marchado, el nuevo venía ha cambiarlo todo.

"¡Has llegado al final de tu camino, hijo! ¡Con un último acto, tu larga cruzada habrá terminado! ¡Mata a tu enemigo!"

Knightquest: La cruzada del Caballero Oscuro


El nuevo Batman había comenzado una cruzada para limpiar la ciudad de Gotham de villanos. Habiendo destruido a Bane, que estaba encerrado en la cárcel, asustado y derrotado, Jean-Paul Valley se sentía imbatible. Había vencido al hombre que había derrotado a su predecesor, lo que le convertía en el Hombre Murciélago definitivo, o así se sentía él. No necesitaba ayuda de nadie e impartía una justicia más dolorosa y más destructiva. Los villanos lo sabían y un halo de temor se había apoderado de todos ellos... aunque lo que no sabían era que poco a poco, la neurosis inicial de Batman iba acrecentándose y que estaba teniendo alucinaciones en las que el espíritu de su padre, el anterior Azrael, y el espíritu de San Dumas le conminaban a seguir su cruzada con más violencia todavía. Comenzó a obsesionarse con antiguos enemigos de la Orden de San Dumas, a la que pertenecía cuando fue Azrael, y se obsesionó con un villano: Matadero, un ser cruel que estaba asesinando a sus familiares porque creía que ello le confería más poder vital y le hacía inmortal. Su enfrentamiento contra este asesino fue un punto y a parte en toda la cruzada y le condujo definitivamente a los senderos de la paranoia y la locura.

"¡Tu cruzada por la luz está ataviada de oscuridad, pero no es más que una máscara! Elige salvación, no la condena."


Knight's End: El fin de la cruzada


Mientras tanto, Bruce Wayne ha regresado. En el anterior volumen se pudo ver cómo era curado milagrosamente de su problema de espalda aunque todavía no tiene la fortaleza, agilidad o habilidad de antaño, y debe recuperar rápidamente su fortaleza puesto que ya se ha dado cuenta de que Jean-Paul Valley ha perdido la cordura. Es entonces cuando comienza un entrenamiento con una de la mayores asesinas del mundo que podrá, o no, cambiarlo para siempre... ¡Y después llegará el enfrentamiento definitivo entre los dos Batmans, Jean-Paul Valley vs. Bruce Wayne!


La importancia de Nightwing y Robin es crucial para el desenlace del camino de Jean-Paul Valley como cruzado enmascarado. Su colaboración es perfecta y se descubren el uno al otro como compañeros indispensables para hacer frente a locura de Jean-Paul. Mención aparte tiene Catwoman, que también formó parte del evento y su serie se vio sacudida por los tormentos del nuevo Batman. Y para acabar, el comisario Gordon tendrá mucho que decir: primero, porque sabe perfectamente que el que lleva el traje de Batman no es el mismo hombre, y segundo, porque su relación con este nuevo vigilante se romperá y hará que la policía se le ponga en contra.


Edición


ECC Ediciones ha publicado la mejor edición posible para un evento de estas características. Llevan tiempo recuperando todas las grandes etapas de Batman, como Tierra de nadie, anteriormente, o Batman: Legado, y a La caída del caballero oscuro (La caída del murciélago) le hacía falta una edición cartoné como esta. Es muy bella.


En conclusión...


El mejor evento de Batman en los años 90, con un personaje, Jean-Paul Valley, que causa no sólo estupor sino una profunda intriga, y su final es cautivador. Y el regreso de Bruce Wayne es muy bueno, muy elegante y muy místico. Una gran historia de Batman con un final a la altura, aunque la recopilación continuará durante dos tomos más (el volumen cinco y un prólogo).


Algunas portadas


 



Interiores



 


Nunca se atreverían a revolucionar tanto a Batman y durante tanto tiempo como lo hicieron en este evento, el más atrevido de la historia del Caballero Oscuro y el que le hizo cambiar más que nunca. Cada nueva historia era una nueva sorpresa.

También te puede interesar:




No hay comentarios:

Publicar un comentario

También te puede interesar: